12 de mayo de 2009

Camiseta

No hay camiseta sosa que se resista a un buen diseño y a un transfer. Es de lo mejor, te puedes poner lo que quieras. Sólo tienes que imprimir el diseño sobre el transfer, luego coger la planche y listo. No puesta nada.

1 comentario:

Itsaso dijo...

Esto me recuerdo a cuando te hacias un agujero en el pantalon y le ponias un petacho encima con la plancha. Queda graciosa la camiseta.

Por cierto bonito el costurero inglés, pero, lo mejor sería tener casa propia...jeje!

Entradas populares

Páginas vistas la semana pasada

Seguidores